El español.

 

Actualmente todos estamos muy empeñados en aprender a hablar inglés. Por todos lados nos dicen que esta lengua, es la lengua universal y que dominarla nos abrirá el camino a un éxito insospechable. Así que invertimos dinero, tiempo y ganas en poder comunicarnos a través de ella y sentir que podemos ser parte de ese grosor poblacional que puede entender el código. Pero como latinoamericanos e hispanohablantes, por desgracia, muy poco nos vemos tan interesados en mejorar nuestro español, el cual es riquísimo desde cualquier ángulo que se le mire. Algunos opinan que aprender gramática en español es cinco veces más difícil que aprenderla en inglés.

Yo le pregunto ahora, ¿qué tanto español ha aprendido en su vida y con qué ahínco lo ha hecho?.

Cuando en una entrevista de trabajo nos cuestionan sobre los idiomas que hablamos, sin más reparo marcamos que manejamos un español nativo. ¿Lo cree usted?

En el colegio llevamos durante años cursos de ortografía, comunicación, redacción, lingüística, etc., pero, ¿realmente tenemos un dominio de nuestra lengua al 100?.

Me gustaría hacerle algunas preguntas:

  • ¿Con qué frecuencia aprende una palabra nueva en español?
  • ¿Cuál es la su regla ortográfica favorita?
  • ¿Tiene la capacidad de diferenciar palabras homónimas fácilmente?
  • ¿Conjuga verbos en diferentes tiempos ó puede hacer uso de sinónimos sin problema?
  • ¿Sabía que nuestra lengua es calificada como una lengua romance, entiende el termino?
  • ¿Ha intentado leer un libro en español antiguo?

Tenemos la fortuna de manejar un idioma maravilloso, complejo, de una sonoridad increíble y por desgracia no le tomamos mucha atención o hasta lo minimizamos. Incluso he llegado a conocer gente que prefiere pasar, de decir que habla español y solo coloca inglés como lengua de uso.

Por favor no me mal entienda, en ningún momento estoy diciendo que hablar inglés esta mal. Todo lo contrario, el uso y conocimiento de diferentes lenguas, obviamente nos amplia el espacio cultural en todos los sentidos. Lo que sí, es que es importante concientizar el maravilloso regalo que tenemos, de ser hispanoparlantes. Lea, lea mucho en español, practique, escriba, aumente su vocabulario todos los días, vuélvase adicto al diccionario. Transmita a las generaciones venideras el orgullo de manejar esta lengua. Aprenda todas las que quiera, pero por favor riegue su propia plantita.

 

Valoración:
1/5
Share on facebook
Facebook
Share on twitter
Twitter
Share on linkedin
LinkedIn
Share on whatsapp
WhatsApp
Share on telegram
Telegram
Share on email
Email
Los comentarios aquí vertidos son responsabilidad de quien los emite. CEIACE se reserva el derecho de conservar, responder o borrar comentarios de acuerdo a nuestro Código de Conducta vigente.

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Ir arriba
publicidad_curso


¡Gracias por contactarnos!





Vamos
a leer con
cuidado el
mensaje que
usted nos envía
y le responderemos
a la brevedad posible.